BMW trabaja en el desarrollo de un copiloto automático

BMW trabaja con Continental para el desarrollo de un copiloto automático que permita la conducción en autopistas de una forma segura y autónoma.

Sistema de conducción automática

BMW ha iniciado un proyecto en colaboración con otras empresas, en el que trabaja para desarrollar un nuevo modelo de auto conducción o copiloto automático en los coches, el objetivo es lograr que para el año 2020 los coches estén provistos de un sistema automatizado que les permita circular por las autopistas, facilitando que los usuarios no tengan que estar pendientes de la vía.

De momento se trabaja en el desarrollo de una serie de prototipos de coches eficientes y altamente automatizados, una vez concluida esta primera fase, los modelos serán probados en las autopistas europeas y especialmente en las alemanas, por un grupo de especialistas del mundo del motor para que evalúen las funciones y la eficiencia de la conducción automática. Los coches deberán responder perfectamente ante las situaciones habituales que se pueden encontrar en las vías, obras, peajes, intersecciones, etc. El copiloto automático podría sustituir al usuario y conducir en su lugar hasta que decidiera volver a tomar el volante.

Tanto BMW como Continental tienen experiencia en el campo de los sistemas semi autónomos, como por ejemplo la frenada de emergencia, los sistemas de advertencia de cambio de carril, el sistema de control de crucero adaptativo, o el sistema de asistencia para la conducción en atascos de tráfico. En este sentido no podemos olvidar logros como el coche autónomo de Google, un vehículo que conduce solo en cualquier tipo de vías y realizando todas aquellas acciones oportunas necesarias, sin que deba intervenir en ningún momento un conductor.

Recordemos que este coche ha recorrido miles de kilómetros y que se ha logrado que en el Estado de Nevada se legisle para que pueda circular libremente. Fue a principios del 2012 cuando el Estado de Nevada dio el permiso para que el coche de Google circulara, el resultado fue que recorrió 24.000 kilómetros sin sufrir un sólo percance. Poco a poco se desarrollan sistemas autónomos ayudados con un GPS de alta resolución, cámaras de vídeo, asistentes electrónicos, sensores capaces de detectar problemas de salud del conductor, toda una serie de dispositivos que al final harán realidad los coches autónomos para cualquier usuario.

La carrera parece frenética, otras marcas también trabajan en sistemas autónomos, pero volviendo al trabajo de BMW y Continental para el desarrollo de un copiloto automático, según leo aquí, ambas compañías compartirán sus investigaciones y logros para hacer realidad este tipo de coches, de momento se centran en la conducción autónoma en autopistas, quizá las vías más adecuadas para la primera etapa del desarrollo por su menor grado de inconvenientes.

El trabajo se desarrollará por etapas, se pretende que la conducción parcialmente autónoma esté desarrollada para el año 2016, y los sistemas de gran eficiencia autónoma de conducción para el año 2020, la última etapa permitiría la disponibilidad de coches totalmente autónomos en el año 2025. BMW y Continental han anunciado sus planes, evidentemente otras marcas no se van a quedar atrás en esta carrera frenética y seguramente conoceremos nuevos proyectos similares a este, al respecto sería interesante retomar la lectura del post Infografía de los coches del futuro.